Comprar por categoría

Novedades

Los más vendidos

Recent Blog Posts

Publicado el Deja un comentario

9 razones para tomar café de especialidad

aparte del hecho de que sabe muy bien!


Meditar: incluso los más ocupados de los amantes del café de especialidad en su apretada agenda tienen uno o dos momentos al día cuando simplemente se detienen, y simplemente se dejan llevar. Que básicamente y es meditar. Y no, no significa necesariamente que hagan yoga. El simple hecho de preparar una taza de café por la mañana es una especie de ritual silencioso, cuando solo existen en el mundo usted y su bebida matutina. El agua se está calentando, lavar el filtro, las primeras gotas de este precioso líquido cayendo en tu taza, respiras profundamente, pensando en nada, solo en el momento, dejando el momento acontecer … Felicidades, no sé si te diste cuenta, pero acabaste tu meditación, y estás listo para empezar el nuevo día 🙂

Explorar – Beber café de especialidad per se significa constantemente explorar. Explorar el propio café, diferentes orígenes, nuevas variedades, nuevos procesos, nuevas regiones. El café pasa de ser simplemente café, a algo que es siempre  nuevo, siempre emocionante. ¿Has probado la variedad Mundo Novo? ¿Alguna vez has tomado café de Guatemala? ¿Qué tipo de café de Brasil prefieres? ¿Te acuerdas del momento en que fue “solo café”, solo una dosis habitual de cafeína directamente en sus venas? 

Amar – No voy a mentir si digo que cuando vamos al restaurante, esperamos que un cocinero ame su trabajo, y cuando compramos ropa, ¿esperamos que el diseñador ame lo que está haciendo? El café de especialidad en muchos sentidos es un producto de amor. En todos los niveles, las personas que están en el negocio del café aman lo que están haciendo. ¿No es una razón perfecta para beberlo?

Aproximarse más al producto – Ahora no es raro encontrar un nombre del productor en la bolsa de café de especialidad. ¡¿Qué tan poderoso es eso?! Una vez más, el café que carecía por completo de personalidad, ahora es un producto que tiene un nombre de la persona responsable de cultivarlo. Creo que este es un gran paso para apreciar el esfuerzo de las personas que nos rodean en general, y comprender que las cosas no aparecen simplemente de la nada; ciertas personas las producen para nosotros. Todos estamos interconectados. Tendría un gran impacto saber los nombres de las personas que produjeron la comida que tenemos en el refrigerador, ¿no es así? Podemos empezar por el café.

Consumir localmente – El café de especialidad es bueno cuando se disfruta recién tostado, no más de 4 semanas después de la fecha del tueste. Esta es la razón por la que muchas personas prefieren encontrar tostadores de café locales y compran directamente a ellos, asegurando de esta manera que el café que beben será fresco, hasta el punto de saber la fecha del tueste. Este no es realmente el caso del café comercial comprado en el supermercado. Al comprar café especial tostado localmente, nosotros apoyamos a las empresas pequeñas (o no tan pequeñas) y contribuimos al hecho de que las personas en su comunidad están viviendo una vida mejor.

Apreciar los detalles – Cualquiera que haya intentado hacer un “simple” espresso desde el principio sabe lo difícil que es. Lo digo en serio. Evaluar el potencial del café, “construir” el espresso deseado en su mente, elegir la proporción, ajustar el molino, probar el resultado, medir el TDS, ajustar el espresso al rendimiento de extracción deseado. Todos estos pasos sólo para hacer un pequeño espresso, “simple”. Cualquiera que empiece a tomar un café de especialidad comprende de inmediato que la belleza está en los detalles, y todos los detalles son importantes. Y absolutamente no solo en el café, sino en la vida en general. Comenzando con su taza de café, uno termina apreciando más y más cada aspecto de la vida que requiere esfuerzo.

Comunidad – El café de especialidad tiene una de las comunidades más dedicadas a su alrededor. Al comenzar su viaje, encontrará más y más personas que están involucradas en el mundo de café (o descubrirá que algunos de sus amigos lo están haciendo ya por un tiempo), compartirá sus preferencias, sus hallazgos y expandirá su percepción. Nuevos amigos, nuevas amistades, nuevas personas, todo en torno a una cosa simple llamada “café”. Y pensaste que es solo una bebida, ¿verdad?

Mejorar en la degustación – en la degustación de todo. Este es simple. Cuando empezamos a prestar atención al café que estamos tomando, queremos prestar atención a más cosas que estamos comiendo. Querrás probar diferentes cervezas, diferentes quesos, pensarás en experimentar nuevos vinos. Descubrirás que el whisky puede ser diferente, el pan se puede hacer a partir de los diferentes tipos de harina, y con diferentes niveles de fermentación requeridos. Probarás la masa fermentada. Cerveza artesanal. Vino natural. Vas a expandir tu paladar. Y de esta manera terminarás comiendo más conscientemente, prestando atención al sabor de los productos incluso más que antes. Podrás saborear los matices que nunca creíste que existían.

Encontrar Armonía – tomar el café de especialidad trae paz y armonía a tu vida. Hacer café por la mañana es como una meditación, te acerca al productor y al tostador local, te da una idea de lo que se necesita para cultivar un producto como el café y cuánto amor hay en un grano de café después de todo el trabajo realizado con el intuito de llevarlo a tu mesa… El café acaba por ser mucho más de lo que nosotros alguna vez imaginamos. Y sí, tiene un sabor increíble!

Publicado el Deja un comentario

Café de Especialidad Explicado | La Importancia de la máquina de espresso

 

.

¡Mira! ¡Es una buena máquina de espresso! ¡El café aquí debería ser bueno!”

 

Así que aquí viene el primero y mi mito favorito sobre las cafeterías de café de especialidad.

 

La máquina.

 

Cuántas veces escucho, haciendo turnos de barista, “es una buena máquina”… La gente se detiene, toma fotos de la máquina. Para ellos, la marca de la máquina de espresso es la garantía del café de calidad que obtendrán.

 

Y el hecho que algunas marcas de máquinas de café espresso llegaron a ser tan famosas que incluso personas que están lejos de la industria las reconocen, es un gran avance.

Pero no es todo.

Para mí, y tanto para la persona que trabaja con café, esta creencia, que una buena máquina de espresso = un buen café, suena completamente loca.

Pero sigo encontrando más y más apreciadores de café que piensan que la marca conocida de la máquina de espresso = buen café. Entonces veo que hay una necesidad de hablar sobre eso.

 

 

Imagine que alguien compró un cuchillo de chef profesional por 500 €. ¿Lo convierte en un chef? No.

 

¿Y qué lo convierte en chef? La capacidad de usar ese cuchillo, haciendo cortes eficientes, rápidos y de diferente dificultad. Saber cuidar el cuchillo, afiarlo adecuadamente. Entonces, es la habilidad que lo hace un chef, entre otras cosas (como la creatividad, conocer los productos, las técnicas, tener una idea de lo que quiere lograr en un plato final).

 

El chef puede tener un cuchillo de chef caro o un cuchillo barato comprado en una tienda cercana; él seguirá siendo chef. Por otro lado, una persona que acaba de comprar un cuchillo de chef no necesariamente sabe cómo usarlo.

 

Lo mismo con la máquina de espresso. Puede ser una marca conocida, o no; no es la máquina que hace su café automáticamente (no estamos hablando aquí sobre las máquinas superautomáticas). Es una habilidad de una persona que en este preciso momento está sacando cafés para usted. 

 

Parece simple, pero también, por supuesto, entiendo por qué aparece esta idea. Siempre intentamos simplificar las cosas para nosotros mismos, generalizar, sacar conclusiones y tomar decisiones rápidas.

 

“¿Este lugar sirve un buen café? ¡Probablemente sí, porque tienen esa máquina!” – buena manera rápida de decidir si entrar o no en la cafetería.

 

Muchas veces sucede lo opuesto, sin embargo. La gente que acaba de tomar un café viene y me dice: “¡Es una buena máquina de espresso!”, como si yo estuviera ahí sólo para hacerle a esa máquina compañía…

 

Da la impresión de que todos pueden venir y hacer un café en esa máquina, y saldrá genial, sólo porque la máquina es tan buena.

 

Para mí, como para una persona que constantemente da talleres a la gente de cafeterías con la intención de enseñar a usar su equipo de café, bueno y no tan “bueno”, la realidad es bastante diferente.

El problema, y la belleza al mismo tiempo, del café de especialidad es que es complejo. Es un conjunto de ciertas condiciones que deben cumplirse para que un buen café termine en la mesa del cliente en la cafetería o en la cocina del aficionado del café.

 

La máquina es una de ellos, sí. Pero para hacerte una idea, es sólo una de muchas condiciónes en una larga lista.

 

El papel de la máquina de espresso es básicamente esto. Tiene que proporcionar un flujo de agua estable a la temperatura y presión estable / controlable, y hacer que entre en contacto con el café lo más uniformemente posible. Es esto. Nada más y nada menos.

 

La otra gran parte que hace que un buen espresso de especialidad y de calidad en la cafetería: café de calidad, tueste de calidad, molino de calidad, distribución de molienda, receta de espresso, no tiene nada que ver con la máquina de espresso.

 

 

Mi punto es, y el objetivo de este post, es darte una idea de que el café de especialidad es un mecanismo complejo que depende totalmente de la calificación de las personas involucradas (productores de café, tostadores, baristas) que es imposible de explicar y reducir simplemente a un factor – por ejemplo, usando una cierta máquina de espresso.

 

No puede ser sólo eso.

 

Tiene que ser todo, o nada funcionará.